Los videojuegos pueden crear un mundo mejor

¿Sería posible que los juegos en línea ayudaran a crear un mundo mejor? esa es precisamente la afirmación de Jane McGonigal: “Los juegos online pueden crear un mundo mejor”

Sobre los juegos de video, juegos de computadora y similares se han dicho muchas cosas, algunas han rallado en el colmo de lo alarmante con sus cercanías a lo absurdo; muchas de ellas nacen precisamente de un completo desconocimiento del tema, suposiciones incompletas o prejuicios extendidos. A esa discusión se incorporamos ahora una idea muy interesante propuesta por Jane McGonigal: “Los juegos online pueden crear un mundo mejor”.

Es una idea bastante loca, extraña y que no por ello debería ser tirada por la borda, sino por el contrario por eso mismo me parece que debería ser considerada, a propósito de ello Jane McGonigal en una conferencia para TED:

¿Sería posible hacer salir de la pantalla la colaboración y el “optimismo urgente”?

Sobre Jane McGonigal se dicen cosas muy interesantes: dirigió el juego multijugador “Superstruct”, ha participado en “The Lost Ring” para McDonadls y los Juegos Olímpicos de 2008. En este juego participaron más de 2 millones de jugadores de todos los continentes. Fue considerado como la idea más brillante del año por Adweek.

Jane McGonigal es Directora de Investigación y Desarrollo de Juegos en el Institute for the Future en Palo Alto, California. Allí recibió el reconocimiento de Harvard Business Review por su trabajo en el futuro de los juegos.

Su trabajo de investigación en juegos y colaboración masiva ha sido recogido en The Economist, Wired, y The New York Times; también en MTV, CNN, BBC, y NPR. En 2009, BusinessWeek se refirió a ella como una de las 10 personas más innovadoras en las que fijarse; Gamasutra la nominó como una de las 20 mujeres más importantes en el campo de los videojuegos; y Fast Company la seleccionó como una de las 100 personas más creativas en el mundo de los negocios.

Ha recibido premios de la International Game Developers Association, la International Academy of Digital Arts & Sciences, y fue nombrada como una de las 35 personas más innovadoras y que están cambiando el mundo (MIT Technology Review).